Archivo de la etiqueta: nutrientes

Abono complejo para césped natural

Definición de abonos simples y abonos compuestos. Composición y tipos del abono complejo. Nutrientes ideales para el césped natural con abono complejo.

Uno de los pilares fundamentales del mantenimiento del césped natural es el abono, no un abono cualquiera. En este artículo veamos qué tipos de abonos existen y cuál es el más eficiente para nuestro jardín.

El abono es un componente químico del que se le suele nutrir el césped natural. Existen dos tipos de abonos. Por un lado, los abonos simples son fertilizantes  que sólo contienen un único componente (nitrógeno, fósforo o potasio). Por otro lado, los abonos compuestos son componentes que contienes al menos dos nutrientes principales. Dentro de estos se clasifican en abono complejo y abono de mezcla.

El abono complejo es aquel que se obtiene mediante reacción química de las materias primas que lo componen. Cada gránulo posee la misma proporción de cada uno de los nutrientes. En la finca de Agrocesped es la que suele usar por su atractivo en sus características. En consecuencia, recomendamos que se aplique este tipo de abono en una proporción de 20-30 gramos por cada metro cuadrado durante los meses de marzo a noviembre y una vez al mes.

Abono complejo para césped natural
Abono complejo para césped natural

Los fertilizantes NPK  son nutrientes que son asimilables 100% por los cultivos. Son los más eficaces y rentables dando mayor beneficio tanto para las tierras como por el ahorro de costes que este producto conlleva. Así, las ventajas de aplicar abono complejo serían: reducir costes secundarios como la distribución del abono en la tierra ya que trabaja con menores cantidades de producto ya que cada gránulo está unificado en uno mismo, la hoja del césped natural aprovechará mejor el abono y permiten una distribución uniforme y un mejor aprovechamiento.

Por otro lado, el abono de mezcla, o también llamado abono blending, que son mezclas de diferentes componentes pero sin reacción química. Cada gránulo contiene un nutriente y, por tanto, en cada saco existen la mezcla de nitrógeno, fósforo y potasio.

Espacios verdes con jardines verticales

Espacio verdes con jardines verticales. Otros complementos para el césped natural: los jardines verticales. Decoración mediante jardines verticales.

Determinados jardines están destinados para su uso y disfrute del mismo. Si bien, cada vez más personas y profesionales hacen de un jardín con césped natural un trabajo artístico.

Espacios verdes con jardines verticales
Espacios verdes con jardines verticales

Los jardines verticales son muros formadas por plantas mediante paredes, columnas… en las que son accesorios al césped natural. La importancia de los jardines verticales es que ayuda a aumentar los niveles de oxígeno del aire y, en consecuencia, aminora los efectos de la contaminación y del ruido. Por lo que ayuda a contribuir con el medio ambiente. Con estos espacios verdes junto con la instalación de rollos de césped natural en tepes, podemos pasar un rato inigualable, respirando aire limpio libre de contaminación. Si bien, tiene algunas ventajas más para la salud de las personas como puede ser el aumento de la autoestima, la disminución de la tos, en resumen, un aumento de la calidad de vida.

Cada vez más ciudades europeas son las que están empezando a implantar estas técnicas paisajistas en lugares ajardinados, monumentos, etc. Así pues los índices de contaminación tienden a reducirse por la instalación de los jardines verticales.

Los elementos que necesitamos para realizar los jardines verticales son paneles, estructuras metálicas y aporte de nutrientes y agua. Además, existen bombas de recogida de agua que ayudan a reciclar el agua que cae de dichos paneles.

Jardines verticales-Agrocesped.info
Jardines verticales-Agrocesped

Por tanto, el mundo de la decoración y paisajismo están innovando continuamente para ofrecer al cliente otras formas de hacer su jardín. Estos jardines verticales se pueden instalar tanto en espacios interiores como exteriores. Así, los profesionales están innovando en este sentido para aprovechar al máximo los espacios que no son utilizados.

En resumen, esperemos que dentro de poco tiempo estemos hablando de un boom ecológico y de una moda que se vayan instalando cada vez más en los hogares y en las ciudades.

 

Ahorro de agua en el jardín

Ahorro de agua en el jardín. Cómo gestionar el jardín para el ahorro de agua. Fórmulas importantes para el ahorro de agua.

La jardinería ecológica cada vez está más presente en este mundo globalizado. Además, cada vez estamos más preocupados sobre el medio ambiente. Para su sostenibilidad debemos cuidarlo a través de distintas medidas. Por ejemplo, el ahorro de agua en nuestro jardín es una de las medidas para favorecer el medio ambiente. Además de ello, nos supone un ahorro en nuestro bolsillo.

Ahorro de agua en el jardín
Ahorro de agua en el jardín

Para que el ahorro de agua se produzca debemos tener en cuenta lo siguiente:

  • Usando una mezcla de mantillo con arena, hace que el terreno esté húmedo durante la mayor parte del día. En consecuencia, el riego va a ser menor.
  • La altura de la siega es fundamental para el consumo del agua. Una siega baja requiere un consumo de agua mayor, por tanto, el ahorro de agua será menor. La altura óptima es de 3 centímetros.
  • Instalar riego por aspersión o difusores y ajustarlos para que no se formen charcos. El riego con manguera, normalmente, el consumo será mayor. Además, el riego ha de hacer por la mañana o por la tarde-noche en verano. Si lo hiciéramos a las horas de sol, el agua se evaporará y, en consecuencia, el jardín del césped natural de su casa necesitará más riegos.
  • Un exceso de dosis de los nutrientes del abono provocará una necesidad de agua por parte del césped.
  • Evitar el nacimiento de malas hierbas ya que estas malezas compiten con el césped natural por el sol, agua…
  • Instalar sensores de lluvia para que el riego se paralice en caso de lluvia.
  • Elegir la mejor variedad que se adapte en su zona geográfica. Desde Agrocesped usamos las mejores semillas del mercado y estudiamos la mezcla óptima para que el mantenimiento sea menor y el ahorro de agua sea mayor.
  • Recoger el agua de lluvia vía estanques o mecanismos tradicionales.

En resumen, usemos el agua con moderación. Tampoco quiere decir que no se riegue, ya que si no se riega el césped natural de nuestro jardín podría morir.

 

 

Componentes del abono para el césped natural

Componentes del abono para el césped natural. Los componentes del abono necesarios para mantener los tepes césped natural en óptimas condiciones.

El abono es un fertilizante que mejora la calidad del césped natural, de las plantas y los árboles. Podemos clasificarlos como abono simple o  compuesto. En este post hablaremos en concreto del abono complejo.

Nutrientes abono
Nutrientes abono

La recomendación de Agrocesped es nutrir de abono complejo granulado a las plantas ornamentales como puede ser el césped natural. Los nutrientes mínimos que debe contener todo abono complejo son: el nitrógeno (N) cuyas cualidades hacen que el césped natural enraíce correctamente. También, favorece el crecimiento de las raíces y de las hojas.  La cantidad recomendada de nitrógeno es de un 12%.

Otro de los nutrientes de que debe contener el abono es el fósforo (P), que debe contener un 11% de este componente. Hace que reaccione el sistema radicular en períodos de crecimiento. El potasio (K) es otro nutriente principal para el abono. Se caracteriza por estimular el crecimiento y de proteger al césped frente a hongos y enfermedades. Deberá contener un 18%. Los profesionales hablan siempre de los NPK refiriéndose a los porcentajes que representan estos nutrientes en el abono. Por el ejemplo lo que recomendamos desde Agrocesped es un NPK 12-11-18

Además de estos nutrientes existen otros como el calcio, magnesio, el zinc o el manganeso, entre otros, que enriquecen el terreno e influyen en el color del césped natural.

Abono complejo
Abono complejo

La cantidad de abono a nutrir el césped depende de la variedad de césped elegido, de la temperatura y humedad, del terreno, etc. Por ejemplo, la variedad trafic que se caracteriza por ser un tipo de césped resistente que se adapta muy bien al clima de cada zona se debe aportar una proporción de unos 20-30 gramos por cada metro cuadrado. La frecuencia sería cada 4 o 5 semanas los meses de primavera, verano y otoño. En invierno no sería necesario nutrirlo puesto que se para el crecimiento.

Por último, unas pautas a seguir a la hora de echar el abono serían: es necesario segar antes de abonar y regar después de echar el abono. Repartir de manera uniforme para evitar quemaduras en el césped y no echar en exceso. Existen abonadoras para repartir a partes iguales por todo el terreno. De cualquier manera, recomendamos seguir siempre las recomendaciones de los fabricantes.